La Jiribilla
Año XVI. La Habana, Cuba
830
08 de Julio al 21 de Julio del 2017

JIRI-COMUNIDAD

La Jiribilla en Twitter La Jiribilla en Facebook La Jiribilla en Youtube La Jiribilla en Flickr
Suscribirse por correo RSS Sitios Web recomendados Que es la Jiribilla

ANTERIORES

n.829
HEMEROTECA >>>

 

   

Para quienes creemos —no con satisfacción y pese a algunos detractores— que la probada calidad del teatro cubano actual se circunscribe a un ámbito limitado de grupos, la reciente edición de Traspasos Escénicos nos sorprendió con cierta movida diferente, de sabor a aires nuevos.

 

La presencia de figuras fundamentales dentro del pensamiento escénico a nivel mundial, como los entrevistados Jorge Dubatti y José (Pepe) Bablé, ha hecho de Traspasos un espacio esperado cada año dentro del panorama teatral cubano.

 

A propósito del suceso que es hoy Traspasos Escénicos, convivo y dialogo al calor del verano y el bullicio que emana de un evento de esta magnitud con Eberto García Abreu en el Aula Magna del Instituto Superior de Arte.

 

En una metáfora con las alianzas entre creadores y proyectos, y su fuerte repercusión en diversos ámbitos, las sesiones vespertinas tuvieron el rótulo de In–pactos. Impactar, chocar, transitar entre ideas y discursos fueron líneas de acción de cada invitado y asistente a los coloquios.

 

Nuevamente fui llamado por  el Núcleo de Prácticas Creativas Traspasos Escénicos, de la Facultad de Arte Teatral, de la Universidad de las Artes, ISA, para impartir entre el 26 y el 30 de junio de 2017, un laboratorio donde a través de una convivencia creadora y formativa, intercambiara las experiencias del quehacer cotidiano de Teatro de Las Estaciones.

 

Opiniones sobre la experiencia pedagógica del Laboratorio Internacional de Verano Traspasos Escénicos, recogidas por Miguel Angel Amado González, estudiante de Teatrología de la Universidad de las Artes, ISA.

 

El proyecto que encabeza el profesor Eberto García Abreu ejerce una fuerza telúrica sobre muchos que como yo, no les importa el horario laboral interminable. Trabajan durante todo un año para llevar a feliz término este encuentro de unos días, movidos más por la pasión que por algún beneficio económico.

 

¿Cómo transitar cada día por múltiples caminos ligados a los estudios teatrales en los que se cruzan regularmente varios propósitos y no cejar en el propósito de crecer y hacer crecer un pensamiento teatral productivo?

 

Cronistas crónicos

Aquí, la lectura adquiere un nuevo sentido. Cada participante lee tres crónicas y al final el público vota —boleta, urna y comisión de escrutinio incluida— por aquellos textos que más le gustaron, uno por cada autor. Con ellas, más adelante, se editará el volumen Cronistas crónicos.

.......................................................................

Aunque precisaban ser escritas las tres entregas obligatorias por escritor, en el espíritu volaba el Samuel Feijóo rastreador de historias y hechos insólitos por los senderos de Las Villas, el culto a la riqueza de lo popular de René Batista y los bichos, güijes y figuraciones del grupo Signos, o la estela de la revista homónima.

.......................................................................

Lorca pide que lo lleven a ver el campo cubano, imágenes que no aparecían todavía en el tintero de su recorrido por Cuba. Gayol quería sacarlo del protocolo y al oír unos toques cercanos se le ocurrió invitarlo a una fiesta.

.......................................................................

Subimos la escalera del Moncada y entramos al museo y la guía fue mostrándonos los pabellones. Ordenaba nombres. Detallaba los acontecimientos.

.......................................................................

Es relativamente frecuente escuchar la frase “A mí me pasó igual” cuando se narra un suceso, se cuenta una anécdota, alguien se lamenta del obstáculo que ha encontrado en una gestión, etc. Es algo que ocurre en cualquier conversación, a todos los niveles. Y siempre resulta  inaguantable.

.......................................................................

Muchas veces me he sentado sobre el muro del Malecón a confirmar las infantiles pruebas de la redondez de la tierra, catando los barcos que desaparecen por el horizonte como si resbalaran por una canal.

.......................................................................

Llevo dos días soñando con niños, hasta que despierto al aburrimiento: las rutinas, los cumplidos, deberes y conveniencias de los adultos, con sus cuentas sacadas. Y he deseado extraviarme para siempre en esos sueños...

.......................................................................

Cuando Bouza reparaba en que ya estábamos de nuevo tete a tete con nuestros compañeros, solo atinaba a decir, tanta era su paciencia: “Muchachos, ¿yo no los había situado allá atrás?".

.......................................................................

Hace exactamente 9 años que no venía a Berlín. Me ubico cerca de donde entonces: en el antiguo Berlín del Este. Todavía la ciudad muestra algunas cicatrices de su división, visibles en esos adefesios construidos en la parte oriental.

.......................................................................

A Gustavo Tequetero le llamaban El Profe de la comunidad campesina Arroyo del Infierno. Este hombre de talante seco, pequeño de estatura y ademanes educados,  sabía cinco idiomas a la perfección, y era a su vez, un maestro emérito de Gramática e Historia, Filosofía, Física, Astronomía y Química.

.......................................................................