La cosa humana, una comedia refinada con aires de mafia

Para reflexionar sobre la ética individual desde un humor sutil y poco común, se estrenará en el cine Chaplin el 20 de enero La cosa humana, el más reciente largometraje de ficción del realizador Gerardo Chijona. A partir del 21 del propio mes, aquellos espectadores que no pudieron apreciar el filme en la pasada edición del Festival Internacional del Nuevo Cine Latinoamericano, tendrán la oportunidad de verlo en los principales circuitos cinematográficos del país.

La película narra la rivalidad entre un joven delincuente aprendiz de escritor y un narrador consagrado. Según comentó Chijona en conferencia de prensa, la historia se encuentra inspirada en sucesos reales: “Francisco García y yo empezamos el proyecto de La cosa humana seis años atrás. A él le robaron en su casa, y entre las cosas que se llevaron estaba un cuento que después apareció en un concurso municipal”.

El elenco del filme está compuesto por los jóvenes actores Héctor Medina, Carlos Enrique Almirante y Miriel Cejas; junto a Enrique Molina, Vladimir Cruz, Amarilis Núñez, Osvaldo Doimeadios, Mario Guerra, Alejandro Rivera, Paula Alí y Jazz Vilá.

Sobre la complejidad del trabajo actoral, marcado por la atipicidad de los personajes, refirió su director: “Se trata de personajes que para ser creíbles el actor tiene que poner mucho de sí, es un tipo de comedia que nunca había hecho. Para mí la mayor comedia es la que se hace en serio, pero eso no basta, porque cuando el referente no es la vida todo cambia. Los personajes son atípicos; no conozco en la realidad ningún escritor, violador, policía o delincuente como los de la película”.

Por su parte, el consagrado Enrique Molina, que interpreta al mafioso apodado El Suave, confesó que le resultó trabajosa la construcción de su personaje para evitar hacerlo esquematizado, aunque dijo estar satisfecho con el resultado de la película —cuya historia resultaba difícil de contar— y con la recepción del público, que la disfrutó y entendió sus mensajes.

La cinta rinde homenaje a directores, escenas célebres de filmes, seriales y obras literarias. Según apuntó Chijona, es una mezcla de la comedia de autor de Wody Allen, el humor cruel de los hermanos Coen y el cine de mafia de Coppola. Asimismo, explicó que La cosa humana está dedicada al fallecido realizador Daniel Díaz Torres, “porque no he conocido una persona tan cinéfila como él, que vivió y respiró el cine intensamente”.

En este sentido, adelantó su próximo proyecto cinematográfico que dará vida a un guion de Díaz Torres bajo el título de Los buenos demonios. Será un largometraje intenso con una mirada al presente de Cuba a través de tres generaciones: la fundacional, la intermedia y los hijos del Periodo Especial. Una vez más, recurre a Héctor Medina para interpretar al protagonista, junto a Vladimir Cruz, Enrique Molina, Isabel Santos y Yailene Sierra.