Declaraci├│n de los participantes en el XVI Festival Nacional de Teatro de Camag├╝ey

El conjunto del teatro cubano —sus actrices y actores, autores y diseñadores, directores y críticos, técnicos y trabajadores todos—, expresa su agradecimiento a la ciudad y al pueblo de Camagüey, a sus autoridades, así como a las del Ministerio de Cultura, por haber acogido una vez más y, sobre todo, salvado el evento en las excepcionales circunstancias de la amenaza del huracán Matthew.

Nos solidarizamos con los hermanos del este de Guantánamo, afectados por dicho fenómeno natural, región por donde transita, desde hace 25 años, la Cruzada Teatral Guantánamo-Baracoa, cuya próxima edición ratificamos la voluntad de hacer, y de participar junto a ellos, a pesar de estas difíciles condiciones.


Este propio Festival renovó la enorme importancia del teatro en la cultura de nuestro pueblo. En la diversidad del mismo, a pesar de las disímiles ausencias, saltan imágenes e ideas que reflejan aspiraciones, conquistas, dolores y anhelos de la nación. Con su capacidad de ser memoria y presente, y de vivificarse en el contacto con el espectador, el teatro cubano se mostró como un organismo vivo y consciente de su responsabilidad y su compromiso, revisando críticamente sus derroteros y potencialidades de seguir haciendo teatro en/con/para Cuba.

Fiesta de los sentidos, humanista y rebelde por naturaleza, teatro y nación han renovado su indestructible alianza en Camagüey.

Participantes del XVI Festival Nacional de Teatro de Camagüey

9 de octubre de 2016