Víctor Hugo Majano, periodista y creador del blog La Tabla. Ponencia “Panamá Papers, Filtraciones y Big Data.
 

La filtración de los llamados Panamá Papers nos va a permitir generar aportes valiosos a la hora de determinar cómo este tipo de procesos legales, fiscales o económicos impactan sobre la cotidianidad y la economía de los países. En el caso de Venezuela, nos permitirá saber un poco lo que tiene que ver con el llamado fraude importador, que de alguna manera es parte de los determinantes de lo que conocemos en estos momentos como la guerra económica.

En el caso concreto de los Panamá Papers, producto del periodismo de datos, se conoció que muchas de las empresas que aparecieron mencionadas en los documentos confidenciales realizaron operaciones de importaciones con fines fraudulentos para afectar al país, desde el punto de vista de acceso de divisas y de la evasión fiscal.


Foto: Internet


Podemos decir que el periodismo de datos es un recurso imprescindible para garantizar la viabilidad en los procesos de transformación. Si no somos capaces de hacer periodismo de datos y de investigar, vamos a estar vulnerables, porque mientras la derecha y el lado empresarial han atacado los procesos de cambio al utilizar este tipo de herramientas de periodismo de datos, de este lado es muy poco lo que hemos venido haciendo en el país.

Es necesario entender la dinámica asociada a ese tipo de procesos para desarrollar las capacidades que permitan entender y analizar las fuentes de fraudes y de elementos lesivos para la República y los ciudadanos.

Muchas veces poner a disposición del público una lista o unos datos es un elemento valioso a la hora de la construcción y la exploración de este tipo de informaciones. Solo tener acceso a informaciones —como por ejemplo a una lista de datos de las empresas que recibieron divisas por parte de Cadivi—, sin llegar a conclusiones de ningún tipo, es algo de un valor inconmensurable.

Desde el blog La Tabla han develado información valiosa, obtenida a través de datos, como el caso del fraude exportador en el se mostró cómo en el año 2014 —cuando comenzó la guerra económica— las principales empresas de los productos que comenzaron a escasear fueron justamente las que recibieron la mayor cantidad de divisas para entonces.

Algo muy importante y que debemos tomar en cuenta es que seguramente, en muy cortísimo plazo, va a ver una explosión de filtraciones que vamos a tener que aprender a manejar, y que de alguna manera nos impone retos para poder administrar este tipo de situaciones que están por venir.